Inicio Noreste Unos 70 millones de personas consumen productos piratas en Brasil

Unos 70 millones de personas consumen productos piratas en Brasil

236
0
El informe “Piratería en Brasil”, que recoge las variaciones de consumo en este ámbito durante los últimos cinco años, establece que la cifra creció de los 56.4 millones de compradores de productos “pirata” calculada en 2006 hasta los más de 70 millones actuales.

“La piratería es una verdadera epidemia que se expande por todo Brasil”, lamentó el presidente de la Fecomercio, Orlando Diniz, quien afirmó que el estudio fue realizado para conocer la opinión del consumidor sobre estos productos.

Diniz apuntó que uno de los problemas más graves a los que se enfrentan las autoridades es que la población “no tiene conciencia de los efectos negativos derivados de la compra de los productos piratas, ni para ellos mismos ni para la sociedad”.

Además de contribuir al desempleo y al aumento de trabajadores sin derechos sociales (trabajo informal), el negocio de productos falsificados perjudica a los comercios legítimos en su facturación y contribuye a evadir impuestos, según el líder empresarial.

Por otro lado, la compra y el uso de mercancías falsificadas como juguetes, cigarros, productos cosméticos o medicamentos pueden afectar la salud de los consumidores.

Para la gran mayoría de los encuestados (94%), el bajo precio de los productos falsificados es la razón principal por la que acuden al mercado pirata para realizar sus compras.

En ese sentido, la Fecomercio señaló que el aumento del poder adquisitivo de millones de personas que han subido de clase social está directamente relacionado con el aumento del consumo de productos piratas.

Según el informe, la estimativa de consumo para este año de las clases C, D y E, que son las que están en la cola de las clases económicas, es de 880,000 millones de reales (unos 511,000 millones de dólares), por lo que ya concentran un poder adquisitivo mayor que el de las clases A y B, que realizarán un gasto estimado de 590,000 millones de reales (unos 343,000 millones de dólares).

El equipamiento electrónico, como CD y DVD, sigue siendo uno de los negocios que más sufre el perjuicio del comercio pirata, aunque el porcentaje de consumidores que dijo comprar CD falsificados disminuyó del 86% al 79%.
Sin embargo, la venta de DVD pirateados aumentó preocupantemente y pasó del 35% de los consumidores en 2006 al 77% en 2010, periodo en el que además se vendieron 7.2 millones de aparatos para copiar DVD en todo el país.

El séptimo arte es uno de los negocios más perjudicados por el rápido avance de las nuevas tecnologías.

El cineasta brasileño Wagner de Assis, director de la película “Nosso Lar” (2010), una de las más taquilleras del actual cine brasileño, criticó precisamente la facilidad para producir y distribuir copias libremente en la calle, sin represalia policial.

“No consigo ir por el centro de Río de Janeiro sin que nadie me ofrezca mi propia película por tres o cuatro reales (unos dos dólares)”, lamentó De Assis, quien acusó la falta de una legislación más severa y pidió un mayor esfuerzo a las autoridades.

Para luchar contra la mentalidad de la sociedad de tolerancia al comercio pirata, la Fecomercio lanzará en colaboración con el Consejo Nacional del Combate a la Piratería (CNCP) la campaña de concienciación “Quien compra producto pirata, paga con la vida”.

El presidente del CNCP, Rafael Favetti, aseguró que la lucha contra la piratería sólo funcionará con la colaboración de todos los implicados: sociedad, comercio, fuerzas de seguridad y el Estado, que debe redactar leyes más duras contra ese tipo de crímenes.

“Aquellos que participan en la producción y distribución de mercancías pirateadas no lo hacen para sobrevivir, sino que están colaborando con el crimen organizado y, además, contribuyen con la explotación laboral”, advirtió Favetti.

0 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí