Inicio Noreste Penal de Apodaca arrastra historial de muerte y abusos

Penal de Apodaca arrastra historial de muerte y abusos

1
0
Además de la muerte de 44 reos durante una trifulca ocurrida en 2012, la cual culminó con la fuga de más de 30 internos, el penal de Apodaca encierra un historial de muerte y cuestionamientos.

Debido al elevado número de muertes registradas en el Penal de Apodaca, el actual director de este centro penitenciario, Humberto Ayala Marroquín, fue cuestionado por diputados de la anterior legislatura del Congreso.

En enero de 2015, la diputada Rebeca Clouthier lanzó un exhorto para que se instaurara el orden en el reclusorio apodaquense y solicitó investigar la gran cantidad de fallecimientos ocurridos durante 2014, cifra que llegó a los 39 decesos.

En esa ocasión, la legisladora señaló que del total de muertes, dos fueron homicidios y cinco se trataron de suicidios, sin embargo, se solicitaba la investigación debido a que en algunos casos había dudas respecto a las causas del fallecimiento.

El Horizonte ha encontrado que el Centro de Reinserción Social apodaquense arrastra hechos para los que la autoridad no ha tenido explicación. La racha negativa que ha envuelto a este Cereso se remonta a 2011 cuando 14 internos murieron calcinados, por un supuesto corto circuito en el área de psiquiatría.

El 19 de febrero del 2012 cuando un enfrentamiento entre integrantes del Cartel del Golfo y el Cártel de los Zetas dejó como saldo 44 delincuentes fallecidos, mientras otros 37 se fugaron.

Derivado de estos hechos y la nula acción de celadores y encargados del penal fue cesado y encarcelado el entonces director Gerónimo Martínez, siendo sustituido por Valentín Díaz Reyes.

Este último es un mayor retirado de la Fuerza Aérea Mexicana y, debido a que salió a relucir su pasado polémico relacionado a denuncias de custodios por chantaje, prepotencia y abuso de autoridad en el Penal La Pila, de San Luis Potosí, decidió abandonar el cargo apenas 21 días después de ser nombrado.

El pasado miércoles, las autoridades realizaron un cateo en el Penal de Apodaca, luego de que el 11 de febrero del presente 49 reos fueron masacrados en el Topo Chico.

En el operativo se detectaron celdas de lujo y objetos prohibidos como climas, televisiones y microondas.

En este sentido, los diputados locales exigieron a las autoridades fincar responsabilidades a los funcionarios del Penal de Apodaca.

El coordinador del PRI en el Congreso local, Marco González, pidió depuración completa del sistema penitenciario de Nuevo León y que se finquen responsabilidades a todos los involucrados sin importar el nivel del funcionario.

El priísta consideró preocupante que en dos penales de Nuevo León se viva con lujos y se destape una red de complicidades y las autoridades argumenten que no estaban enteradas, porque entonces no están haciendo su trabajo y el gobernador no cuenta con un equipo sólido en materia de seguridad.

“No sólo se debe limpiar, se debe fumigar para sacar todas las cucarachas y ratas que pueda haber dentro de los penales”, expresó el coordinador priísta.

“Esto es necesario para hacer un modelo penitenciario de verdad, el gobernador tiene esa gran oportunidad y poner el ejemplo”, manifestó Marco González.

El líder de la fracción del PAN, Arturo Salinas, señaló que también se debe investigar y, en su caso, cesar a los celadores de ese reclusorio.

“Hay que cesar al director del penal, hay que iniciar un procedimiento contra él y los demás celadores y administrativos que permitían esto; aquí había corrupción por omisión y participación”, expresó.
ADS

0 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí