Inicio Noreste Deforestación: gigante del aceite de palma canta victoria ante Greenpeace

Deforestación: gigante del aceite de palma canta victoria ante Greenpeace

106
0
Smart, afiliada al gigante agroalimentario Sinar Mas, se congratuló de las conclusiones del informe que había encargado en febrero a dos gabinetes de auditoría internacionales, Control Union Certification y BSI Group, para examinar la veracidad de las acusaciones de Greenpeace.

“El informe concluyó que las alegaciones eran en gran parte infundadas y que Smart no era responsable de la deforestación de los bosques primarios y de la destrucción de zonas de hábitat de orangutanes” en la isla de Borneo, declaró ante la prensa en Yakarta el presidente y director general de la compañía, Daud Dharsono.

El sector del aceite de palma, cuyos precios se dispararon, había sido afectado por la repercusión de la campaña mediática de Greenpeace. Dos gigantes agroalimentarios, Unilever y Nestlé, habían anulado inmediatamente sus futuros contratos con Smart.

El informe muestra que Smart desarrolló sus plantaciones sobre todo en zonas degradadas, que ya habían perdido su bosque primario que antes cubría la mayor parte de Borneo.

El grupo, añade el informe, deforestó zonas de ciénagas, contrariamente a su compromiso de no hacerlo, pero sobre superficies mucho menos amplias que lo que Greenpeace afirmaba.

Tras recibir el informe, Smart no descartó iniciar una acción judicial contra Greenpeace para pedir una indemnización. “Dejamos nuestras opciones abiertas al respecto”, declaró Dharsono.

Pero esta perspectiva no preocupa a Greenpeace, pues considera que el informe “confirmó en gran parte” sus acusaciones, en particular el hecho de que Smart “operó sin las autorizaciones necesarias y deforestó ciénagas de manera ilegal”, según Bustar Maitar, su portavoz en Yakarta.

Greenpeace está preocupado por el hecho de que Smart haya previsto “ampliar de 100.000 hectáreas en Borneo sus plantaciones de aceite de palma, de actualmente 430,000 hectáreas”, y que esté buscando tierras en Papuasia, uno de los últimos santuarios de bosques primarios del planeta.

Las acciones de Smart, sostenidas por el alza de los precios y de la demanda, ganó casi 30% en la bolsa de Yakarta desde el principio del año. El impacto de la suspensión de los contratos por Nestlé y Unilever, que representan el 4% de los ingresos, fue despreciable. “Podemos encontrar otros compradores para nuestro aceite”, indicó Dharsono.

El aceite de palma, utilizado en la alimentación, los cosméticos o los biocombustibles, es uno de los principales motores de desarrollo de Indonesia, primer productor mundial.

El presidente Susilo Bambang Yudhoyono se comprometió a reducir en un 41% los gases de efecto invernadero de aquí a 2020, y anunció una moratoria de dos años sobre las autorizaciones de deforestación, a cambio de una mayor ayuda internacional para luchar contra el recalentamiento climático.
ADS

0 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí