Inicio Internacional Italia conmemora en un clima tenso 80 años de concordato con el...

Italia conmemora en un clima tenso 80 años de concordato con el Vaticano

160
0
Si bien los llamados Acuerdos de Letrán, firmados el 11 de febrero de 1929 por el cardenal Pietro Gasparri y Benito Mussolini, pusieron fin al largo conflicto generado por la ocupación de Italia por parte de la Roma pontificia, muchas heridas siguen abiertas.

“Estamos viviendo un clima de guerra religiosa”, admitió recientememte en un editorial el influyente diario económico Il Sole 24 Ore, al analizar el enfrentamiento que desató el caso de Eluana, cuya muerte el lunes tras 17 años en coma desató un debate nacional sobre la eutanasia y hasta una crisis de gobierno.

Tres días después de su muerte, provocada tras el retiro de la alimentación artificial después de la autorización dada por la máxima autoridad judicial italiana, el clima resulta menos virulento pero no tranquilo.

La mayor organización de la izquierda, el Partido Democrático, que cuenta en sus filas con católicos, ex comunistas y laicos, convocó a una manifestación el jueves para denunciar la “instrumentalización cínica” del caso Eluana y “el atentado contra la Constitución” por parte del gobierno conservador de Silvio Berlusconi.

Por presión del Vaticano y de la Iglesia italiana, que llegó a calificar de “homicidio” la interrupción de la alimentación artificial de la mujer, Berlusconi, que hasta ese momento no se había pronunciado sobre el caso, decidió “salvar a Eluana” a través de un decreto urgente, rechazado por “inconstitucional” por el Jefe de Estado, Giorgio Napolitano.

Pese al rechazo de Napolitano, el primer ministro convocó al Parlamento para que promulgara la ley urgente, desafiando al mismo tiempo a la máxima autoridad judicial que había autorizado la “desconexión” e inclusive los principios de la misma Constitución.

“Con un solo disparo golpeaba a varios adversarios al mismo tiempo y conquistaba a la Iglesia “, comentó recientemente el diario Il Manifesto.

Acusado de “racismo” por la misma Iglesia católica a causa de su dura política contra la inmigración, Berlusconi logró astutamente aliarse con el Vaticano, comprometido en una verdadera cruzada moral en Italia, sobre todo en temas como al aborto, la contracepción, el derecho a una muerte digna, la eutanasia, la utilización de embriones para la investigación científica y las uniones libres.

“El concordato de 1929, revisado en 1984, no goza de buena salud, el laicismo del Estado no está reconocido”, sostiene en un editorial el diario La Repubblica.

“El último decenio ha registrado el asalto de la Iglesia al Parlamento italiano, algo sin precedentes”, sostiene el vaticanista Marco Politi en un libro que analiza la llamada “Iglesia que dice a todo no”.

Después de haber intentado con todos los medios eliminar la ley que legalizó en los años 70 el divorcio y el aborto, la Iglesia italiana sigue batallando a favor de temas que considera “innegociables”, como “la vida desde su concepción hasta su muerte natural” y exige a los parlamentarios católicos italianos que “cumplan sus disposiciones y no las del electorado”, sostiene el experto.
ADS

0 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí