Inicio Espectaculos Papá Americano llegó a TV Azteca

Papá Americano llegó a TV Azteca

1082
0
American Dad trata sobre las aventuras y desventuras de la familia Smith, cuyos integrantes -como en toda sitcom- son bastantes dispares.

Stan Smith, personaje sobre el que gira esta comedia animada, es un agente de la CIA ultraderechista, republicano y patriótico al extremo. Es homofóbico, xenofóbico, alarmista, violento, egoísta y despreocupado por todo menos por sus retorcidos valores fascistas.

El estereotipo de norteamericano que votó por Bush. Ni siquiera es un antihéroe, como podría ser Peter Griffin u Homero Simpson, quienes -a pesar de su estupidez- se ganan un lugar en nuestro corazón.

Es imposible quererlo, imposible comprenderlo, imposible identificarse con él. Y ese es uno de los ingredientes principales de American Dad, Stan está allí personificando todo lo que está mal en Norteamérica, no está para que lo queramos, sino para mostrar al mundo entero la estupidez detrás del paradigma republicano, de sus errores y falacias. Cuando nos reímos de Stan, nos reímos de los Estados Unidos. Cuando lo odiamos, odiamos a esa potencia mundial que se cree impune. Cuando lo aborrecemos, aborrecemos a todos los que son como él, que sabemos hay muchos.

Para equilibrar la balanza, está Harley Smith, la hija de Stan. Harley es todo lo contrario. Es una liberal/ecologista/new age/hippie, y resulta -por momentos- tan o más aborrecible que su padre. Ella está allí para denotar las barbaridades del sistema, pero lo hace desde un lugar que tampoco cae simpático al espectador, no es la voz de la cordura, como muchos pueden entender, sino el extremo opuesto de Stan.

El cable a tierra es Francine, esposa de Stan. Francine es la típica ama de casa republicana. Los mandatos del macho deben ser cumplidos inmediatamente desde la sumisión, y las tareas de la casa son cosas reservadas solo para ella.

Steve es el hijo menor, un nerd fanático de Star Trek y los juegos de rol, que se pasa de freakie.  Stan tiene depositadas en él todas las esperanzas, quiere que siga su camino y se transforme en un hombre “hecho y derecho”. Pero no es cosa fácil, Steve apesta en los deportes y prefiere ver por décima vez la trilogía de El Señor de los Anillos que entenderse con su padre.

Completando el elenco tenemos a Roger, el alienígena, un ET súper gay y afeminado, fanático de las novelas de la tarde y los dulces, y a Klaus, un pececito con el cerebro de un alemán malvado que se ve encarcelado en una pecera por algún crimen cometido en el pasado. Sí, la de American Dad es una familia muy singular.
ADS

0 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí