Inicio Deportes ¡Qué vivan los reyes!: Reseña No Way Out 2009

¡Qué vivan los reyes!: Reseña No Way Out 2009

2324
0
Tal y como sucedió en la edición de No Way Out del 2008, Triple H se sobre puso a otras 5 súper estrellas y emergió como campeón de la Elimination Chamber. Gracias a esta victoria, El Juego pudo arrebatarle el título a Edge. En otro encuentro, Edge demostró el porqué es llamado el mayor oportunista y se hizo del título de peso pesados del mundo (World Heavyweight  Championship)

Para poder obtener la victoria, El Asesino Cerebral, venció al Undertaker después de aplicarle un súper pedigree, en un encuentro brutal en el cual ambas súper estrellas fueron las últimas en quedar dentro de la Cámara de la Eliminación para obtener el título vacante que dejó Edge, quién sorpresivamente, fue eliminado muy temprano por Jeff Hardy.

Pero la re obtención del oro no fue nada fácil, ya que Triple H tuvo que batallar con lo más elite de SmackDown, quiénes deseaban el título; Big Show, Undertaker, Vladimir Kozlov y Jeff Hardy tenían el mismo objetivo de Triple H.

Edge y Jeff fueron los primer contendientes en pelear, no le tomó mucho tiempo a Hardy el poder eliminar a la Súper Estrella Categoría R e inmediatamente el título de la WWE quedó vacante.

El invicto Vladimir Kozlov fue el siguiente peleador en ingresar a la cámara, seguido del Big Show, Triple H y finalmente Undertaker.

Una vez eliminado el campeón Edge, una auténtica guerra se presenció dentro de la cámara entre los hombres más poderosos de SmackDown, Vladimir fue eliminado por El Seño de las Criaturas de la Noche, el Undertaker. Después, El Juego eliminó al Atleta más Grande del Mundo,Big Show quién recibió la poesía en movimiento de Jeff, ya sobre la lona, Triple H lo cubrió para el conteo de tres segundos. Undertaker se hizo cargo de Jeff mediante una tumba rompe cuellos.

Con cuatro súper estrellas eliminadas, Triple H y Undertaker se dispondrían a pelear por el título de la WWE. Después de una durísima pelea, Triple H puso fin a la lucha logrando el conteo de tres segundos sobre el Undertaker para poder alzarse con el oro por 13ª vez en su carrera.

WrestleMania XXV está prácticamente a la vuelta de la esquina y El Rey de Reyes espera a que un guerrero se gane la oportunidad para retarlo en WrestleMania, No Way Out ha quedado atrás; pero solo preparó todo para la edición 25 de WrestleMania.

Venganza, codicia y ambición


Después de perder el título de la WWE unas horas antes, La Estrella Categoría R, encontró una manera de poder estar en la cima en No Way Out. Edge irrumpió dentro de la Cámara de la Eliminación de Raw hurtando el título de John Cena.

Originalmente, Edge ni siquiera estaba contemplado dentro de la Cámara de la Eliminación de Raw (ya que SmackDown y Raw disputan sus respectivos títulos en combates separados), pero fue su ambición de poder y hambre de gloria las que hicieron que se enfocase en el título que ostentaba Cena, pero Edge tenía que superar a otras 5 súper estrellas para lograr su objetivo: Kane, Mike Knox, Rey Mysterio, Kofi Kingston y Chris Jericho, sin mencionar al rival más peligroso de todos, la misma Cámara.

Nadie (mucho menos Cena) pudo imaginar el desarrollo del combate, ya que cuando Kofi Kingston se dirigía hacia la Cámara, fue atacado salvajemente por Edge, quién en un momento de ira cegado por la ambición, dejó fuera de combate a Kingston, quién tuvo que ser llevado al hospital de emergencia, una vez dejando a Kofi fuera del combate, Edge se encerró dentro de una de las cámaras dentro de la estructura metálica a esperar su turno.

El dueño del 619 inició las acciones junto con Jericho, quién participó en la primera edición de la Cámara de la Eliminación en el 2002. Poco después, Mysterio enfrentó otro veterano de éste tipo de combates, Kane; Mike Knox hizo su arribo al combate pero poco pudo hacer ya que fue eliminado por Jericho, Edge ingresó a la Cámara y lo inesperado estaba por suceder; John Cena fue el último en ingresar, pero rápidamente fue despachado por un Code Breaker por parte de Jericho, un 619 de Mysterio y al final una temenda lanza por parte de Edge quién cubrió al campeón, éste recibió el contro de tres segundos dejando así el título vacante.

Pero Edge y Jericho se toparon con un inspirado y valiente Mysterio que jamás bajó los brazos. Jericho fue eliminado y la hora de la verdad había llegado, Edge y Rey Mysterio estaban a punto de decidir quién se  convertiría en el nuevo campeón peso pesado dentro de la WWE; tras una larga, cansada e histórica lucha, la Súper Estrella Categoría R, inesperadamente se alzó con el oro que pertenece a la marca Raw.

Éste es el cuarto reinado de Edge como campeón de Peso Pesado del Mundo, y sí, éste es otro título obtenido con trampas, engaños y fraudes. De hecho, esto no es nada nuevo, ya que algo similar sucedió en el Cámara de la Eliminación durante el evento New Year’s Revolution del 2006, en el cual Edge derrotó a un exhausto John Cena que defendió su título de la WWE minutos antes.

Los dos títulos más importantes dentro de la WWE han cambiado de manos, dejando así un futuro incierto en Raw como en SmackDown, ya que la marca Raw ha quedado sin título y SmackDown ahora posee dos campeones, Triple H y Edge; el camino a WrestleMania XXV está lleno de dudas, no te pierdas SmackDown éste viernes por Azteca 7 para conocer el futuro de los campeones de ésta marca.
ADS

0 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí