Qué contienen las bebidas energéticas

Con esto tendrás la información necesaria para leer y entender el etiquetado de las mismas

16/Abr/08 10:51
aumentar texto    reducir texto
Share to Facebook 0 Share to Twitter 0
More...
Carbohidratos
La mayoría de las bebidas vendidas como energéticas contienen cierta concentración de carbohidratos (glucosa, sacarosa, maltodextrinas, fructosa o galactosa). Hay que tener cuidado con ellas, porque si hay una alta acumulación puede producir la reducción de la tasa de líquidos absorbidos desde el intestino hacia la sangre y consecuentemente puede impedir la rehidratación durante el ejercicio, además de producir malestar gastrointestinal e incluso efectos laxantes.

Cafeína
Es un estimulante del sistema nervioso central que hace que pueda aumentar el rendimiento muscular e incrementar la utilización de los ácidos grasos como fuente de energía ahorrando glucógeno, principal fuente de energía durante la práctica del deporte. Ello explica que el Comité Olímpico Internacional defina la cafeína como sustancia dopante. La cafeína, además, induce sensaciones de bienestar y alerta. Desafortunadamente, unas dosis altas de cafeína pueden producir ligeros dolores de cabeza y si se ingiere después de haber comenzado el ejercicio, la cafeína puede tener un efecto laxante y diurético.

Hierbas
Muchas bebidas energéticas contienen hierbas como extractos de semillas de guaraná, nueces de cola y hojas de hierba mate. Son también estimulantes y muchas personas las prefieren antes que la cafeína porque las consideran más saludables que ésta.

Piruvato
Es la sal del ácido pirúvico y se presenta como un combatiente de la fatiga así como un efectivo quema grasa. En grandes cantidades produce malestar gastrointestinal.

Proteínas y aminoácidos
Las proteínas son empleadas como combustibles. Los aminoácidos individuales como la glutamina, la arginina, la taurina y aminoácidos de cadena ramificada (leucina, isoleucina y valina), incrementan el almacenamiento de glucógeno en los músculos durante la recuperación después del ejercicio.

La taurina participa en el metabolismo de las grasas facilitando la absorción, transporte y utilización de los ácidos grasos con el fin de obtener energía. Otras funciones están relacionadas con el tejido muscular.

Creatina y carnitina
La cantidad de creatina añadida a la mayoría de las bebidas energéticas suele ser muy pequeña como para tener algún efecto sobre el rendimiento
La carnitina está relacionada con el metabolismo de los ácidos grasos y se utiliza para retardar la fatiga debido a la estimulación de un mayor uso de las grasas como fuente de energía durante el ejercicio.

Triglicéridos de cadena media
Qué contienen las bebidas energéticas
Las grasas necesitan de más tiempo para vaciarse del intestino que los carbohidratos o las proteínas, por esta razón no son una fuente inmediata de energía para el cuerpo antes y durante el ejercicio. Los triglicéridos de cadena media (TCM) son metabolizados más rápido y han sido añadidos a algunas bebidas energéticas con la finalidad de retardar la fatiga, permitiendo que el cuerpo use más TCM como fuente de energía. Desafortunadamente pueden causar malestares gastrointestinales severos, no permiten ahorrar glucógeno y no incrementan el rendimiento.

Vitaminas y minerales
Un aporte extra de vitaminas y minerales en la dieta nunca viene mal, y muchas bebidas de este tipo contienen ciertas cantidades, sobre todo las isotónicas.

Últimas recomendaciones

No debe ingerir despreocupadamente estos productos, especialmente si presentas cierta sensibilidad a la cafeína, sufres problemas de hipertensión o cardíacos, o eres diabético.

Además, ten en cuenta que para tomar estas bebidas requieres un nivel aceptable de actividad física y una buena alimentación. Una bebida energética por sí sola nunca sustituirá a estos elementos, aunque puede ayudar al rendimiento.

Antes de comprar cualquier bebida ten en cuenta lo siguiente:
· Es necesario leer las etiquetas para saber qué vas a consumir.
· Si usas algún tipo de medicamento, evítalas en la medida de lo posible, sobre todo si contiene algún tipo de hierba.
· Si no existe una tabla de información nutricional en la etiqueta, no la compres.
· Sobre todo fíjate en el contenido de carbohidratos y calorías, y evalúa para qué lo necesitas.
· Comprueba que los ingredientes son seguros y legales.
· No te dejes llevar por sus fantásticas leyendas e investiga sus componentes.
· Si hay algo que no te encaja, recházala.
Contenido Relacionado